La crisis en EU sigue; Trump desaira acuerdo con demócratas.

El presidente de Estados Unidos (EU), Donald Trump, abandonó una reunión con los líderes demócratas destinada terminar con la parálisis presupuestaria que se encamina a ser la más larga de la historia de ese país, insistiendo en la necesidad de construir un muro en la frontera con México.

“Fue una total pérdida de tiempo. Les dije adiós”, señaló Trump después del final abrupto de la reunión con la líder de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y el líder de la minoría en el Senado, Chuck Schumer.

 El magnate dijo que si no logra lo que quiere, podría declarar emergencia nacional, lo que le otorgaría medidas extraordinarias para sortear el permiso del Congreso y obtener los fondos de los militares.

“Creo que podemos trabajar en un acuerdo, y si no, podemos tomar esa ruta”. Insistió en que tiene el “derecho absoluto” a utilizar esa herramienta, pensada para un estado de catástrofe, como una epidemia o un ataque, pese a las advertencias de los congresistas de que podría estar extralimitándose en sus funciones.

Al reunirse con los líderes del Congreso, Trump acababa de regresar del Capitolio, donde exhortó a los nerviosos legisladores republicanos a mantenerse firmemente a su lado. Insinuó que un acuerdo para la construcción del muro fronterizo “estaría cerca”, pero también señaló que el cierre durará “lo que sea necesario”.

Pelosi y Schumer acudieron a la Casa Blanca en un momento en que el tono de las discusiones se ha endurecido. “El presidente simplemente se levantó y se fue”, relató Schumer a la salida de la reunión.

La pugna por el muro, que forma parte de las promesas de campaña de Trump, se da en medio de un cambio del ciclo político en Estados Unidos, después de que la semana pasada los demócratas recuperaran el control de la Cámara de Representantes.

“Creo que el presidente dejó clara su postura de que no va a haber ningún acuerdo sin un muro”, apuntó el vicepresidente, Mike Pence.

Según una investigación publicada por el diario The Washington Post, construir un muro en la frontera con México como el que pide Trump llevaría más de 10 años, requeriría unos 10 mil obreros y costaría al menos 25 mil millones de dólares.

De acuerdo con los ingenieros consultados por el diario, con los cinco mil 700 millones de dólares que reclama Trump, apenas se levantarían 370 kilómetros de barrera de los mil 600 que abarca la frontera.

En tanto, la parálisis presupuestaria se acerca a la más larga de la historia, batiendo el récord del cierre parcial de 21 días entre finales de 1995 y principios de 1996 bajo la presidencia de Bill Clinton.

Comparte el contenido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *